Hace poco menos de tres meses la espera finalizó y llegó a la familia mi segunda hija, Maia.
Menos dibujo y más pañales... pero eternamente feliz :)